Haciendo familia, por Jesús Portilla

  Hoy vuelve a visitar Dame tres minutos un amigo del blog: Jesús Portilla. Jesús ya nos obsequió con otros posts, como ‘¡Papá, cuánto duele crecer!’ (enlace) o ‘El ciego que me enseñó a ver’ (aquí puedes leerlo). Es un placer recibir, en esta ocasión, a Jesús… y a su familia. Le damos las gracias por su entrada… y…

Sociedad inteligente y democracia, por Jorge Villanueva

Hoy se suma al blog una colaboración novedosa: la de Jorge Villanueva. Hasta el jueves pasado no nos conocíamos personalmente, aunque sí a través de Facebook; o por sus comentarios como ‘contramolinos’, a alguno de nuestros posts. Jorge tuvo el detalle de desplazarse hasta Valencia -y no le quedaba precisamente a mano- para asistir a una conferencia…

marius-masalar-138929 by Unsplash

Envidia cochina

Hace un par de posts, te hablaba de la pobreza. De la pobreza y de Felisa. No te traigo de nuevo a esta buena mujer para hablarte de ‘sus indigentes’. Al menos, de los ‘materiales’… Porque hay muchos tipos de pobreza: nunca olvides que una de ella es la soledad no buscada. ¿Te acuerdas de este…

Barcelona by Pixabay

Me duele Barcelona

Hoy te traigo al blog a Maximiliano Kolbe. ¿A santo de qué? Celebrábamos su festividad hace escasas fechas, sí. Pero no es esto lo que me motiva a ello: lo hago porque fue un hombre que ofreció, voluntariamente, su vida. En unos momentos en que otros -como hoy, como ayer- la arrebataban de forma cruel.…

larisa-birta-102093 by Unsplash

Respeto, educación, urbanidad

Aquí tienes un post de 3-en-uno. No, no me refiero a ese aceite lubricante para tuercas, bisagras o cerraduras… Aunque vamos a hablar de tres cuestiones que a veces chirrían (o más que eso); y que han motivado tres letreros en una puerta. En más de una, a decir verdad: podemos hablar de tres en…